Frentes ven que con marcha el MAS se dio “un tiro al corazón”

En la marcha del MAS, el martes, no hubo medidas de bioseguridad. Foto:Carlos Sánchez / Página Siete

Los políticos contrarios al partido azul consideran que la manifestación tendrá consecuencias, no sólo de salud sino también de tipo penal contra los organizadores.

Representantes de los partidos y alianzas políticas reprocharon las movilizaciones y marchas de protesta que convocaron dirigentes y políticos del Movimiento Al Socialismo (MAS) y afirmaron que tales acciones tendrán un efecto contrario al que busca el partido de Evo Morales. Es como darse un tiro directo al corazón, afirmaron.

“Creo que el MAS se está disparando, no contra el pie, sino contra el corazón. Lo que está haciendo tarde o temprano va a tener un efecto contrario a lo que están pensando. Va a generar un efecto rebote absolutamente contrario a lo que ellos piensan lograr”, afirmó a Página Siete el vocero de la alianza Libre 21  Luis Vásquez Villamor.

La jornada del martes, el MAS y sus organizaciones sociales realizaron una masiva marcha de protesta que recorrió las avenidas de la ciudad de El Alto, exigiendo al Tribunal Supremo Electoral (TSE) que ratifique que las elecciones se realizarán el 6 de septiembre. En el acto, que finalizó con un cabildo en la Ceja, se  determinó realizar una huelga general indefinida.

La protesta logró el reproche de los políticos contrarios al MAS porque los manifestantes no cumplieron ninguna de las medidas de bioseguridad para evitar contagiarse con coronavirus. En ese marco, calificaron la protesta como “un atentado” contra la salud y el derecho a la vida.

“Se está violando el derecho a la vida. Lo que ha pasado el martes, independientemente del número de marchistas, ha roto los principios básicos y esenciales del distanciamiento social, que es la base de la política preventiva más importante contra el coronavirus y se ha llevado un acto de irresponsabilidad muy extrema”, agregó Vásquez.

Ricardo Paz, vocero de la alianza Comunidad Ciudadana (CC), expresó que la marcha no solamente puso en peligro la salud de los manifestantes, sino también la de la ciudadanía de El Alto.

“Ellos están haciendo una demostración de fuerza a un costo muy alto, a costa de la salud y la vida de sus propios militantes. Es un acto terminal de la propia dirigencia del MAS. Tal vez tienen una agenda encubierta que no la quieren plantear, como diciendo al TSE de que si cancela la personalidad jurídica del MAS sepamos todos a qué atenernos”, apuntó.

Varios frentes políticos, personas y organizaciones de la sociedad civil presentaron la pasada semana denuncias contra el MAS y su candidato  Luis Arce, por haber difundido resultados, cifras y porcentajes de  encuestas internas. Los denunciantes exigen al TSE que anule su personería jurídica y su participación en los comicios de octubre.

El vocero de Juntos  Edwin Herrera afirmó que la protesta del martes evidenció la “doble intencionalidad” del MAS, que, según su criterio, es “convulsionar y contagiar” con la Covid, ya que no hay  otra explicación para  convocar a una  movilizaciones en el momento más crítico de la pandemia.

Herrera prevé  que habrá consecuencias jurídicas con la denuncia penal contra dirigentes del MAS, por el eventual contagio masivo, además de efectos políticos.

“No les ha ido bien, pero el objetivo es convulsionar nuevamente el país (…). Hay que estar atentos a nuevas arremetidas del MAS que no entiende que la postergación de las elecciones no es capricho de nadie sino es por velar por la salud de los bolivianos”, señaló a este medio.

El candidato a la presidencia del Frente Para la Victoria (FPV)  Chi Hyun Chung, además de reprochar las protestas por el peligro de contagio y atentado contra la salud pública, afirmó que estas no hubieran sido masivas si el gobierno de Jeanine Añez no tuviera tantas denuncias. 

“Es un parámetro de la gente campesina que ha hecho esta movilización. Si no hubiese corrupción y vicio de poder, yo creo que tampoco la sigla del MAS hubiese  tenido el poder de  convocatoria”, afirmó Hyun Chung.

La candidata a la vicepresidencia de Pan-Bol  Ruth Nina  afirmó que las consecuencias de las marchas del MAS recaerán en las personas que asistieron a la movilización, ya que lo más probable es que se hayan contagiado con Covid, y es posible que, a su vez, infecten a sus familias.

“Nosotros sabemos cómo se manejan estos movimientos sociales afines al MAS, obligando a las personas a marchar, con amenazas de multas, de quemarles sus casas”, afirmó Nina, quien alertó sobre audios que circulan en las redes de personas presuntamente afines al MAS que ordenan, a sus bases, identificar y quemar las casas de los policías.

El ministro de la Presidencia  Yerko Núñez  informó ayer que presentó una denuncia penal en contra del expresidente y jefe de campaña del MAS Evo Morales, la jefa de bancada del partido azul  Betty Yañíquez, el secretario ejecutivo de la COB  Juan Carlos Huarachi y otros dirigentes por los delitos contra la salud, instigación pública a delinquir, apología del delito, asociación delictuosa y destrucción o deterioro de bienes del Estado.

En respuesta, Huarachi, y el dirigente cocalero del Chapare Leonardo Loza aseguraron que no tienen miedo a las denuncias , ya que, según ellos, con sus marchas y protestas están en defensa de la salud y la democracia de todos los bolivianos.

Fuente: Página 7